Ir al contenido principal

Whisky Glenfiddich

La destilería Glenfiddich fue fundada en 1886 por William Grant en Dufftown, Escocia, en el valle del río Robbie Dhu. El primer single malt salió al mercado el día de Navidad de 1887. Tras los momentos difíciles de la década de 1960 y 1970, muchos pequeños destiladores independientes fueron comprados o salieron del negocio. Para sobrevivir, William Grant & Sons amplió su producción de bebida, e introdujo las campañas de publicidad, un centro de visitantes y desde 1957 el whisky escocés embotellado en sus distintivas botellas de forma triangular. Hoy veremos cinco whiskys de esta marca y sus notas de cata.

Más tarde, William Grant & Sons fue una de las primeras destilerías en envasar sus botellas en tubos y latas de regalo, así como en reconocer la importancia del mercado libre de impuestos para las bebidas espirituosas. Esta estrategia de marketing fue un éxito, y Glenfiddich se ha convertido en el single malt más vendido del mundo. Es vendido en 180 países, representando un 35% de las ventas mundiales de single malt.

Glenfiddich 12 años
Color: oro pálido
Aroma: ligero, fresco y afrutado con toque a pera
Sabor: distintivo, con ricos sabores a frutas y un toque a pino y turba
Acabado: largo y redondo

Glenfiddich 15 años
Color: oro brillante
Aroma: profundo cálido con matices a miel y madera
Sabor: especialmente suave y profundo de sabor con matices a fruta y vainilla
Acabado: largo y satísfactorio

Glenfiddich 18 años
Color: ámbar
Aroma: elegante con aromas de manzana y madera
Sabor: robusto y con buen cuerpo. Ligeramente dulce en paladar, matices a roble y malta
Acabado: largo y seco

Glenfiddich 21 años
Este whisky esta madurado en barricas de ron cubano, que le proporcionan un caracter único.
Aroma: intenso y dulce, bastante floral con insinuaciones de banana, caramelo, cuero y roble
Sabor: inicialmente suave, luego vigoroso, vibrante y seco
Acabado: con un toque de humo, pimienta, lima y especias, acabado largo y reconfortante

Glenfiddich 30 años
Un lujo para el paladar, es una edición limitada elaboradao para los amantes de las cosas buenas de la vida. Su aroma es complejo, se aprecian notas a madera de roble. El sabor es dulce y se aprecian las notas de jerez.

Comentarios